lunes, 24 de mayo de 2010

9. Cinqueta...aprieta el culo y encoje las tetas

El viernes dormimos cerquita de Bielsa arrullados por el nocturno cante de los mirlos y despertamos con los melodiosos cantes de los dulces pajarillos.
Decidimos ir al río Ara que alimentado por las nieves de Ordesa llevaba un nivel alto, casi 2 metros en el aforo. Así que embarcamos por debajo de la chicane que estaba demasiado fuerte.
Al llegar al aforo Pedro,Patricio,Chema (riojanos) y yo, se nos unieron Tomas de Barcelona,
Maroño el gallego de Viella, de los alrededores Javi Wilifox y Ruth la piraguista cantante.
El río estaba concurrido pues también estaban esperando a David Lalo de Zaragoza, Carlos de Cuenca, Juan de Alicante y algunos más.
El aforo marcaba dos metros y el paso del Puño con este caudal me pareció más limpio, no se formaba tanto el agujero que hay con menos agua.
Pedro y Ruth

Javi wilifox entrando a la Boa o al Ven-Ven
Tomas saliendo del mismo paso
A pocas metros del desembarque tenemos la cascada del Sorrosal, hoy acondicionada por un paseo de cemento para que pueda verla sin tropezar hasta el más torpe.












Comiendo en los Llanos de Planduvial nos llamó la atención este bicharraco autocaravana.

Habiendo llenado la panza nos echamos otra vez al río hasta Fiscal.


Dormimos en Ainsa y despues de desayunar subimos hacia Plan con intención de remar el Cinqueta.
Allí llegamos los tres riojanos y yo, con las respectivas sufridoras ( las 2 Silvias, Pili y Susana) y con Juanjo alias "vecino" amigo de la Rioja que no rema pero que llevan para que les dé conversación.
Detrás venían Tomas, Maroño, Javi Wilifox y Edu también catalán.
Habíamos quedado con Gorka, piraguista que vive en Plan y que conoce el río mejor que su casa.
Cuando subíamos por el Congosto de las Devotas vimos que el Cinca no llevaba agua suficiente, y lo mismo nos habían dicho del Barrosa.
El día anterior, al preguntar a Gorka por el caudal del Cinqueta, nos dijo que iba justo. Yo entendí justo por encima del mínimo para poder bajar, pero creo que quería decir justo por debajo del máximo a partir del cual es mejor no bajar.
Bajo un puente al final del tramo clásico, ya en Plan, hay dos marcas con pintura verde que
usamos de referencia, separadas entre sí casi un palmo.Cuando el agua está en torno a la primera hacemos el tramo de arriba, el de los saltos, y cuando está por la segunda hacemos el tramo de abajo, el clásico que acaba en el pueblo.














Cuando vimos a Gorka, después de saludarnos, nos dijo que el río iba "alegre". ¿Alegre? ¿¿ Qué quiere decir "alegre"??. Me bajé para el puente a ver las marcas y alegre se pusieron mis intestinos que empezaron a bailar queriendo evacuar todo su contenido. El agua iba un palmo por encima de la segunda marca.




A pesar de ello subimos y embarcamos en el puentecito 1 km por encima del aforo y el antiguo aserradero.

















Al principio el río estaba alegre como dijo Gorka y todos bailábamos al mismo son.
No sé para los demás, pero para mí el río pasó pronto de la alegría al cabreo. Las contras eran más reducidas de lo que yo recordaba y solo cabíamos algunos.
Gorka iba abriendo el río y parando detrás de cada paso.
Me salto la contra y consigo parar un poco más abajo, veo pasar a Patricio que se para, pero no en una contra sino en un rebufo en mitad de un paso en el que intenta esquimotar 2 o 3 veces y a punto está de conseguirlo pero falla, no me queda más remedio que salir detrás de él que se para rápido detrás de un bloque de piedra con su pala en la mano y yo me veo con los ojos bien abiertos y el culo bien prieto siguiendo su kayak y abriendo el río a través de unos pasos a mi parecer de 5º minado de rebufetes en los que era imperativo no caer, uno me frenaba, otro me giraba el kayak, por fin el kayak perseguido queda parado contra unas piedras y yo paro 2 o3 contras más abajo, no en la que quiero sino en la que el río me deja













Otro kayak viene solo,





ahora es el de Chema, se queda más arriba en la otra orilla














Ya van llegando el resto del grupo









Y estando todos resoplamos tranquilos





Vaciamos los kayak...









...y proseguimos















Llegamos al ultimo paso fuerte antes de que el río se estreche un poco para formar un rebufo que se pasa por la izquierda para llegar al aforo con su correspondiente rebufo, como toda presa, y al que sigue un infranqueable.
Gorka nos recuerda el paso: se hace por la derecha y al caer hay un colchón en la izquierda que nos empuja a la derecha y paramos en la contra de la izquierda.
Pasa primero Gorka, luego Edu, ahora voy yo, el paso lo sorteo bien, el colchonazo me lanza hacia la pared de la derecha, miro a la contra de la izquierda y veo como se queda atrás con los dos compañeros.
Encaro rápido el kayak río abajo, las chicas gritan ¡¡para para ¡¡, los ojos se me abren como platos, Gorka grita ¡¡ por la izquierda ¡¡, el culo se me cierra todavía más, el rebufo grita ¡¡ que te como ¡¡ y yo grito ¡¡¡ que me cagooooo ¡¡¡








Al final lo paso sin problemas y llego al aforo sin manchar el neopreno

Gorka se queda vigilando el rebufo








Al llegar Patricio vuelca justo antes del rebufo....






...pero esquimota con rapidez.













Javi Wilifox es pillado por rebufeitor.....









...del que sale con ayuda de Gorka....








....pero sigue nadando rio abajo.








Mientras tanto yo estoy en el aforo, trato de salir rápido y dejar sitio para los demás pero el agua está muy alta y la salida es complicada, llega Patricio, yo ya estoy fuera del kayak, van llegando los demás gritando ¡¡¡cuerdaaaa ¡¡¡ , Javi Wilifox por un lado su kayak por otro, yo tratando de sacar la cuerda que no atino a soltarla, Tomas empujando hacia arriba el kayak, Javi ya está a salvo, yo cuerda en mano y apoyado sobre la poca piedra casi tapada por el agua y Tomas cerca del aforo pidiendo ¡¡¡ cuerdaaaaa¡¡¡¡ , todo muy rápido, Tomas con la cuerda en una mano, la pala en el sobaco y su kayak en la otra mano y gritando ¡¡¡no sueltes no sueltes ¡¡¡, aparece "Vecino" y con la situación ya controlada le vamos pasando el material
El kayak de Javi Wilifox cayó por el aforo y él mismo salió corriendo y lo recuperó sin daños antes que se fuera al infranqueable.

Al final el rio pone a cada uno en su sitio,y a mí y a otros cuatro nos puso en el camino despues de hacer lo más dificil del rio.
Acabar aquí será lo más conveniente puesto que me voy saltando varias contras y más abajo hay una parada obligada antes de los dos supersaltos del Cinqueta













Juanjo "vecino" despues de su oportuna aparición





Gorka, Tomas, Maroño y Edu continuaron el rio, porteando algunos pasos y finalizaron en el puente de hormigon en San Juan de Plan, antes de llegar al kilometro lanzado.















Ya volveremos cuando el rio no esté tan fuerte
y le daremos una paliza
¡¡¡VIVA CREEK¡¡¡

5 comentarios:

  1. Uff, ...despues de leer esto,....., ya sabes lo que toka,...., me voy al baño, ...., los intestinos bailan.....
    Viva Creek¡¡¡
    Luego os paso el enlace de nuestra travesía con esquis, fue más tranquila,...., bastante mais¡¡¡
    Como dicen buenos amigos, ese río para hacerlo es preferible que baje "riojano" antes que "alegre",...no?

    ResponderEliminar
  2. Jajaja... eres la bomba!! Qué buena tu narrativa, si es que me has hecho vivirlo en primera persona. Troncha, has pensado dedicarte a escribir? Muy muy bueno, de verdad. UNA BAJADA ÉPICA!
    Besazos de la rubia de Valencia.

    ResponderEliminar
  3. Jodoooó.
    Que miedooo. A mí no me metás en rios tan "alegres" que me cago.
    Me he reido muxo con tu relato y he pasao muxo miedito.
    Nos vemos el próx finde.
    Pepe

    ResponderEliminar
  4. Eduardo Azurmendi25 de mayo de 2010, 22:16

    Muy buena crónica del descenso, acompañado de buenas fotos, me he partido el culo de risa leyéndolo, y me he enterado de mucho de lo que pasó, que la verdad suficiente tenía uno con bajar con la cabeza fuera del agua...

    ResponderEliminar
  5. Gracias por el reportaje Javi!
    Todavía me acuerdo de los golpes de la dichosa nadada...

    ResponderEliminar

Los comentarios son la gasolina de los blogeros